Viernes de Dolores

Hoy toca hablar de nuestro Cristo y de Zamora, de sus gentes, sus constumbres, su paisaje, su Semana Santa es hablar de su historia, de sobriedad, de artesanía, del frio y el calor que envuelven sus piedras, de sus calles centenarias y sus murallas, de su rio Duero, del silencio de sus pasos procesionales, de Viriato, de su Catedral, de sus iglesias y monumentos, de los tres árboles, del bacalao al "ajo arriero" de las sopas de ajo, del dos y pingada, en fin, hablar de Zamora es hablar de poesía.

Semana Santa en Zamora
sentimiento único,
Paisanos de la emigración
parten a su tierra al alba.
En Lunes, Martes, Miercoles Santo,
llevan túnicas blancas,
ellos llevan la fe, llevan la esperanza,
vuelven a su hogar, Zamora,
porque sieten su Semanan Santa.

Hermanos, hoy nos transladamos al hortelano barrio del Espíritu Santo, a nuestro barrio, para vivir en espíritu religioso y penitente culto a nuestro redentor bajo la adoración del Cristo del Espíritu Santo, hoy acompañamos al que es Amor, al que es Calma en las tormentas, al que con los brazos clavados en un madero, parece que va diciendo:
"Padre, perdónalos por que no saben lo que hacen"
Zamora respirará olor a siglos con nuestros lentos compases musicales cuando nuestro coro entone el "Crux Fidelis" y el "Christus Factus Est" entre el estremecedor silencio de un pueblo que se arrepiente de todas las ofensas y miserias comentidas implorándole su misericordia infinita.
Señor, que desfilarás con nosotros esta noche, danos la paz de espíritu, concédenos el arrepentimiento y el perdón eterno, acogiéndonos con tus brazos abiertos.Por que tu amor hacia nosotros es vida eterna.

No hay comentarios:

Publicar un comentario